12 de agosto de 2017

MÁXIMA

 
Google
          

Toda mujer es del primero que sabe soñarla, nada se hace sin que antes se utilice la imaginación.©Guillermo A. Castillo.

MEZQUINDAD

José Asunción Silva


Por Elvira se dibujó en su pecho un atribulado corazón. Los usureros convinieron repartirse sus restos.©Guillermo A. Castillo.

5 de agosto de 2017

EL POLÍTICO

Google

El político hablaba con vehemencia y con conocimiento de causa sobre el mantenimiento, la gestión y la administración de los recursos públicos... ¡Todos ellos libres del fenómeno natural de la corrupción, la demagogia y la incompetencia! Y para no cansarlos... La gente tomó asiento y habló durante tres horas más.©Guillermo A. Castillo,

ANDROIDE

Google

Después de muchas horas ante el polígrafo, el robot empezó a registrar ciertas variaciones por su fría transpiración y sus respuestas galvánicas. Lento cerró los ojos y se autodestruyó.©Guillermo A. Castillo.

30 de julio de 2017

DIOSES ENCADENADOS I



ENSALMO



En Mecenas vivía Anfitrión, gran guerrero y estratega militar, que vio como Zeus sedujo a su esposa Alcmena en una noche con la duración de tres días. Desde entonces se escucha una voz popular: El tiempo es muy largo para los que sufren, y muy corto para los que gozan.©Guillermo A. Castillo.

LINAJES


Los dioses crearon cuatro estirpes de hombres que, por distintas razones, desaparecieron cada vez que elegían otra más poderosa. La postrera raza fue la de hierro con fibra de vidrio. De allí que algunos de ellos, hoy en día, sean torcidos.
©Guillermo A. Castillo.


22 de julio de 2017

CUANDO SE DESPIDE LA TARDE

123RF

Cuando el cielo luce los colores más fastuosos del día y en el sabor amargo de un café busco navegar por el territorio vacío de la incertidumbre, aparece una mujer de andar vanidoso, que me sonríe antes de acercar su mejilla a la mía. Me levanto, pago, me abrigo con mi vida de siempre y regresó a mi buhardilla cuando el contacto suyo fue una experiencia mística que desapareció con ella.©Guillermo A. Castillo

15 de julio de 2017

INVITADOS ESPECIALES

Google


(SIN TÍTULO)

Ayer quiso matarme la mujer de mi vida: apretaba el gatillo cuando se despertó.
Joan Manuel Serrat




EL NARANJO

Y se vino el invierno, aún cuando es mayo. La lluvia perezosa y afilada cae sobre el naranjo, ¡qué olvidadizo!, no encuentra la gabardina. Esperaba un chubasco que le sacara el polvo cotidiano y nunca la migaja fría que lo estremece hasta las raíces. 

El pájaro verde- limón brincotea entre sus ramas y canta como si el mundo estuviese sordo, siempre lo tolera, pero con este jodido frío, sus pisadas leves duelen. Llegó la pájara, y viene de afilarse las uñas, bailan un tango, vuelan y se posan bajo los paraguas del papayo. 

El naranjo se enrama sobre sí, tirita, cierra las hojas y, a lo lejos, escucha el parloteo de las aves. 

¡El sol no debe de tardar!
Rubén García García


                           https://senddero.wordpress.com/2013/07/11/el-naranjo/

8 de julio de 2017

JUEGOS

Google
El hombre la abordó en la habitación con agilidad felina porque las artes amatorias no sólo obedecen a un instinto carnal, sino que son una dinámica sexual que permite reflejar miedos, inseguridades, exigencias y necesidades. Cuando sus manos recorrían su cintura, la mujer tuvo que apretar los glúteos, elevar la cadera y ondular sus vísceras para atenuar un intento de disparo rápido. Era la posición del misionero.

Acto seguido con la postura del perrito, el atacante confirmó que el sometimiento es excitante dentro y fuera de la cama y, con esa posición, no tenía temor alguno al entrar en contacto con su lado más animal. Entre tanto, la mujer podría aparentar ser reservada hasta darle rienda suelta a los impulsos más atrevidos e insospechados al no tener una sola prenda. 

Por la certeza de que la inactividad es perniciosa, el hombre acogió la postura del vaquero, pues le encanta que su mujer tenga la firme convicción de pelear por lo que quiere, sin importarle el qué dirán; además, porque no le agradan las cosas fáciles y le gusta tener en la mira todo lo que ocurre a su alrededor; a no dejarse imponer la voluntad de otros y demostrar de qué está hecho y a qué ritmo le gusta hacer las cosas. 

Lo que no pudo vislumbrar aquel hombre, es que el dolor con cualquiera de las posturas, la carne nunca será señal de obediencia, sino de resistencia y murmuración por sus fantasiosos intentos mentales de ejecutar cada postura. ©Guillermo A. Castillo.




2 de julio de 2017

DONANTE

Google
Un hombre que caminaba por el bosque vio a un zorro que había perdido sus patas, por lo que se preguntaba cómo lograría sobrevivir. En aquel momento vio llegar a un tigre que llevaba una presa en su boca. Puesto que el tigre ya se había indigestado, el hombre le colocó las patas de la anónima víctima al zorro.©Guillermo A. Castillo.

REFLEJOS


El espejo tan solo le ofrece la imagen más fiel, y al mismo tiempo, la más extraña de su propia realidad
.©Guillermo A. Castillo.

MÁSCARAS

Google

La cara que le correspondió, lo acercó a la máscara que siempre conservó.©Guillermo A. Castillo.

24 de junio de 2017

ENCANTO PERDIDO


Omar vino del estrecho valle, donde, aprendió el oficio de sus mayores. Tenía Lucía diecisiete años cuando la conoció. Con ella solía ir hasta los suelos más fértiles, bajaban al bullicioso río, se zambullían en él y se dejaban llevar por sus impulsos. 

Meses después Lucía resultó encinta. A los diecinueve años Omar consiguió un trabajo y un juez se encargó del resto. Fue una boda sin altar, no hubo flores ni traje de novia. Aquella noche se fueron al río, se sumergieron en él e hicieron el amor de nuevo.
Las cosas no le van bien como obrero, ha escuchado decir que es por culpa de la economía, esa rareza que nunca se equivoca en fijar el precio de las cosas. Guardó silencio y colocó la mirada en un punto lejano. Actúa como sino recordara nada del pasado y Lucía como si no le importara la situación. Todo lo que consideraban importante se había desvanecido en el aire.

Entonces una nueva revelación, un nuevo brillo tuvieron sus ojos al acordarse de ser a la vez dueño y víctima de su tiempo, cuando corría en la vieja camioneta y el cuerpo de Lucía bronceado y húmedo iba a su lado. Cada noche estrellada se acostaban en aquella orilla y la abrazaba hasta escuchar su leve respiración. Esos recuerdos ahora lo acosan, lo persiguen como una maldición que lo llevan siempre al río, ahora que se ha secado. 

(De una canción de Bruce Springsteen)

17 de junio de 2017

HISTRIONES


Google
Los dos ejércitos hicieron oír el ruido de sus armas acudiendo presurosos al campo de batalla. Nadie apartaba los ojos de su enemigo. Los timbales y estandartes se veían por doquier. Horas después, las banderas y las espadas estaban por el suelo; la tierra se había tornado estrecha. Los sobrevivientes olvidaron aquel antiguo principio que reza: "Es mejor que el enemigo vea nuestras frentes y no nuestras espaldas".©Guillermo A. Castillo.

PERSPICACIAS

Google

Horrorizado, Edipo huyó de Corinto guiando su carro por un angosto sendero, encontrándose a un rey que en alguna forma le era familiar. Ninguno quiso ceder el paso al otro. Por la discusión que siguió se formó el primer caos vehicular en el mundo, y como si fuera poco, el cumplimiento de la primera parte de las razones por las que huía el de la triste fama.©Guillermo A. Castillo.

LOS MAESTROS




10 de junio de 2017

LEGISTA

Enrique Simonet. La autopsia
Había aprendido su oficio lo mejor que pudo, un oficio delicado, que exigía tacto, gusto y minuciosidad. Se podía pensar que el día que se instaló por su cuenta, sintió la satisfacción de haber superado el obstáculo más difícil: cubrir a sus impúdicas víctimas.©Guillermo A. Castillo.

3 de junio de 2017

EL ASESINO

Google


La víspera le había parecido que no era exactamente el mismo y, aquella tarde, en la sala de audiencias, escuchando las voces de los testigos, comenzaba a sentirse un extraño. Los periódicos anunciarían al «fantasioso» asesino que asumió el papel de un criminal entre la realidad y la ciencia ficción ampliando un cierto número de detalles que corresponden a un fantasma.©Guillermo A. Castillo.

27 de mayo de 2017

PRONTUARIO

Google

Durante aquellos años, y los que les habían precedido, no reveló violencia alguna, ninguna impaciencia. Tan sólo guardaba su Smith & Wesson 36 siempre humeante.©Guillermo A. Castillo.

ABISMOS


Google
En suma, había edificado un pequeño mundo para él en torno a su amor y se agarraba a él con todas sus fuerzas evitando el abismo que silencioso aguardaba.©Guillermo A. Castillo.

20 de mayo de 2017

INSTRUCCIONES DE USO

Google

1. Humedezca sus manos con agua abundante.

2. Enjabone sus manos con el grifo cerrado.

3. Comience a frotar en forma circular las palmas de las manos.

4. Intercale los dedos y frote por la palma y el anverso de la mano.


5. Continúe con los dedos intercalados y limpie los espacios entre sí.

6. Con las manos de frente agarre los dedos y mueva de lado a lado.

7. Tome el dedo pulgar (busque en un motor de búsqueda por si las dudas) para limpiar la zona del agarre de la mano.

8.Limpie las yemas de los dedos, frotando contra la palma de la mano.

9. Enjuague las manos con abundante agua (8 segundos aproximadamente)

10. Seque las manos con una toalla desechable o con aire caliente, y

11. Cierre el grifo con una toalla desechable.

—¡Qué fácil!— confirmó la regente de farmacia.

—¿Eso es todo? —preguntó la momia.
©Guillermo A. Castillo.

17 de mayo de 2017

MI RULFO PRIVADO


Juan Rulfo
Por: Santiago Gamboa

Leí a Juan Rulfo por primera vez en la universidad Javeriana, en 1983 o 1984, en un seminario sobre su obra dictado por el gran profesor Cristo Rafael Figueroa. Recuerdo que en esos intensos debates se subrayaba la austeridad y la solidez de su lenguaje, eso que empezamos a llamar “lenguaje rulfiano”, y que, a diferencia de otros autores, caso de García Márquez, era ejemplo de cómo a menor exuberancia, más fuerza narrativa. Porque la obra de Rulfo parecía crecer y reforzarse con una cierta resequedad verbal y la ausencia de adjetivos. Tal vez era ese el lenguaje natural de los paisajes mexicanos en los que transcurre su obra, a su vez resecos y solitarios, trasuntos del dolor y la soledad de los habitantes que, en ellos, ven pasar el tiempo de sus vidas, un tiempo inmisericorde de silencio que, en la obra de Rulfo, se confunde con el tiempo de la muerte.
Escribo hoy por el centenario de su nacimiento, claro, y porque es uno de los autores más atípicos. Su obra empezó a ser leída en América Latina y a tener éxito mundial veinte años después de ser escrita, pero podría ser visto como un extraño caso de precocidad literaria, pues publicó a los 36 años El llano en llamas, una obra maestra absoluta del cuento en cada uno de sus 17 cuentos, y luego, a los 38 años, Pedro Páramo, obra genial que marcó el rumbo de la novela escrita en lengua española. Y después, como Rimbaud, se quedó en silencio, no volvió a escribir. Publicó El gallo de oro en 1980, que había sido escrito en 1956, y también algunos guiones de cine. Pero a diferencia de Rimbaud, Rulfo no desapareció de la escena, todo lo contrario: estuvo siempre ahí, hasta el día de su muerte, dando entrevistas y asistiendo a congresos, en los cuales explicaba que no podía volver a escribir porque se le había muerto el tío que le contaba las historias.
Hay muchos mitos sobre esta abdicación literaria. ¿Por qué dejó de escribir realmente? Han circulado varias respuestas. Las literarias dicen que tras Pedro Páramo ya lo había dicho todo, y que era mejor el silencio: otros, algo maledicentes, opinaron que Rulfo consideró que no podría igualar ni mucho menos superar el alto nivel de lo ya escrito, y que por eso abandonó. En realidad Rulfo sí escribió pero no publicó, pues se sabe que durante todos esos años estuvo trabajando en una larga novela titulada La cordillera, que, al parecer, él mismo ordenó quemar una vez concluida. ¿Por qué?
He conocido otra versión a través de mi amigo el novelista mexicano Paco Ignacio Taibo II, que junto con su hermano Benito fueron amigos de infancia de los Rulfo. Según Paco, Juan Rulfo no publicó ni escribió más por algo extremadamente sencillo y es que era alcohólico. Profunda e intensamente alcohólico, a un nivel que le dificultaba por completo la concentración, impidiéndole escribir obras de cierta enjundia. Según esto, la quema de La cordillera podría haber sido una de esas súbitas e injustificadas decisiones que se toman cuando se está ebrio, y que rara vez dejan algo bueno. Pero al no conocer esa novela, sus lectores no la podemos extrañar, así que debe bastarnos con la inmensa literatura que, en tan pocas páginas, nos dejó, y además un adjetivo, rulfiano, que describe lo que es desolado y triste, y que podría incorporarse al diccionario al lado de kafkiano, ese otro creador desamparado y solitario.

13 de mayo de 2017

GAJES DEL OFICIO

Roland Barthes
En una ocasión vio Barthes a André Gide parado en una esquina de París anotando algo en una libreta (tomaba notas para sus novelas), por lo que pensó en imitarlo, ya que creyó que esa era la actitud que debía seguir como escritor... Hasta que un día atravesó una calle sin dejar de escribir y perdió la vida atropellado por una furgoneta frente a La Sorbona.

6 de mayo de 2017

EXILIO



De tanto observarlas he llegado a la conclusión de que las hormigas son unos insectos hipersociales que suelen comunicarse mediante sustancias químicas que las conducen hasta prometedoras fuentes de comida entre néctar, semillas, hongos o insectos.
Por eso cuando salen a comer, las hormigas dejan un rastro de feromona para saber dónde han estado. El asunto es que cuando utilizan “las feromonas de propaganda” confunden a sus competidoras y las hacen pelear entre ellas como si se tratara de hormigas desterradas por no tener el mismo olor dentro del hormiguero.©Guillermo A. Castillo.

29 de abril de 2017

Y TENÍA CORAZÓN


La tertulia

La mujer negra lleva sobre su cabeza un manojo de gladiolos envueltos en una hoja de periódico, y entre sus brazos flácidos, sostiene varias camisas recién planchadas por ella. Sus muslos la hacen contonearse mientras avanza zigzagueando por la empedrada calle. Nadie sabe por qué a esa hora, por la polvorienta vía también pasan los latidos confusos de su sangre y su pulso repetido entre el vestido de chambray. 

No se volvió a saber de ella, porque los escritores de aquella vieja escuela literaria, tenían por costumbre escribir en bares y cafetines para después leer y romper.
©Guillermo A. Castillo.

22 de abril de 2017

HISTORIA

Google

Es domingo, tengo deseos de encontrarte y que nos sentemos a hablar de todo un poco y recordar aquellos besos; y las razones de tu olor y el mío, mientras las moscas con obscenidad sobrevolaban nuestro lecho. Hoy tengo ganas de encontrarte entre quienes pasan por mi lado e invitarte a refugiarnos en un bar entre cada balada.

…amante mía desde hace ya tiempo presiento el final de nuestra historia, lo veo en tus ojos ausentes, lo oigo en tus silencios… 

—¿La recuerdas?— Me decías que esa canción te entristecía.

La tarde transcurre, ya se apaga. 

De vuelta a casa, recuerdo, te despedías con un beso con la condición de que me durara hasta tu regreso. Pero no habías dado el primer paso cuando te regresabas para colgarte de mis hombros y preguntarme:

—¿You are happy? 

Y yo, mirándote a los ojos te respondía diciéndote que era difícil serlo, pero aprendía a serlo a tu lado.

Tus pasos no regresaron.

©Guillermo A. Castillo.

15 de abril de 2017

CREDULIDAD

Google

Ante sus ojos, durante un maniaco recorrido, son llevadas sobre los hombros de los cargueros diversas imágenes talladas. Cada efigie, le persuadieron, es un nivel de pecado, sea grave, intencionado o frecuente. Una representación es un paso, una sensación de agobio por las falsedades que admitió. ©Guillermo A. Castillo.

LA VORÁGINE: TRAS NUEVOS ESCRITORES

Dibujo: José Luis Jiménez

La Vorágine. Novela gráfica. Resplandor Editorial. Bogotá: 2016. 196 páginas.

Terminé de leer La Vorágine, la singular versión gráfica, con guion y adaptación de Óscar Pantoja, que fue inspirada en la novela clásica de la literatura colombiana escrita por José Eustasio Rivera. Es una acertada adaptación que, incluso, nos hace reflexionar sobre la importancia que tiene el cómic, como texto discontinuo y como herramienta didáctica, en los procesos de enseña aprendizaje de la gran literatura en la Básica secundaria.

Si algo justifica la importancia del cómic en nuestra cultura, caracterizada por la “imagen”, es que a la hora de fomentar y motivar a nuestros jóvenes por el gusto hacia la lectura; el cómic, es definitivo para su desarrollo cognitivo y sociocultural.

Conviene recordar que llamamos historieta a la serie de dibujos yuxtapuestos o en secuencia deliberada que conforman un relato con el propósito de obtener una respuesta estética del lector. Razón por la cual es un vínculo ideal entre el soporte físico, asociado a la lectura activa, y los soportes audiovisuales, en asocio con la lectura pasiva, combinando el texto narrativo con el dialogado, al tener un alto valor lúdico por su poder de atracción y sugestión logrados por el alto valor artístico de sus imágenes. De ahí se infiere que la historieta como producto de la cultura de masas, es también un producto cultural relacionado con la modernidad y con la sociedad de consumo, según Umberto Eco.

Estas son algunas de las bondades de la versión gráfica que aquí me ocupa, además de tratarse de un acontecimiento editorial y cultural que además de entretener, también es una herramienta didáctica que bien aprovechada, llevará al estudiante a comprender e interpretar las imágenes para convertirlo en ese lector asiduo tan esperado en nuestras instituciones educativas, al favorecer la abstracción y la imaginación con actitud crítica.

Desde estas perspectivas el libro directamente dependiente de la literatura propiamente dicha, simplifica en forma de cómic las peripecias de Arturo Cova y de Alicia, historia de pasión y venganza enmarcada en los llanos y la selva amazónica a donde los dos amantes huyen de la sociedad, y que expone a lo largo de su trama las duras condiciones de vida de los colonos e indígenas esclavizados durante la fiebre del caucho.

En últimas, se trata de una obra de arte gráfica, o de una metamorfosis visual tal y como asegura su dibujante José Luis Jiménez, que le da gráficamente contraste a la historia pensando en nuevos lectores, y porque no, en quienes hemos degustado la obra original.


Para leer más:

EL LÁPIZ

Google
Con impotencia vio como el lápiz que había tirado sobre el escritorio, tras infructuosa escritura ficcional, comenzaba a escribir por él.
©Guillermo A. Castillo.

HAY UNAS CALLES

Guillermo A. Castillo
Hay unas calles por las que no me atrevo a pasar.
Son calles por donde pasa el extraño caminar.
Calles curvilíneas de dudoso buen gusto,
de techos latosos y de huidizas sombras.
Desaparecieron las antiguas casas donde el amor
supo esperar bajo el espejo lunar.
Ya no quedan esas calles de tiempos mejores
para darle paso al vértigo, a los recuerdos rotos
sobre una cinta de asfalto de carbón hirviendo
y piedra fundida como muros
que se derrumban en el mismo suelo.
©Guillermo A. Castillo.

8 de abril de 2017

NO ME QUIERAS POR MIS LUCES Y MIS SOMBRAS

Google
¡Sí, te quiero, te quiero toda!
Pero a mí no me quieras por mis luces y mis sombras.
Seamos más, entre rocas y guijarros.

©Guillermo A. Castillo.

RECUERDOS

www.sobrelafotografía.com

Solté mis cabellos negros
y tendida, esperé en silencio
aquel fuego que llegó entre besos
a la espesura de mi cuerpo tibio

Entre sus senos jadeantes
continuaron mis caricias 
lívidas y apremiantes
así fueran tan sólo fotografías
©Guillermo A. Castillo. 


1 de abril de 2017

CONTRAINDICACIONES Y ADVERTENCIAS

Cltra clctva


Si desea con fervor desaparecer de este mundo, antes que nada, esclarezca los antecedentes que lo han llevado a desearlo. Busque entre sus recuerdos esas situaciones que lo inducen a convertirse en bruma, niebla o humo. Luego, elimine todo rastro de presencia en el mundo, real o imaginario. Tenga presente que en el real es necesario desaparecer lo tangible que sirva de evidencia para delatar toda permanencia física; en el imaginario, siendo más complejo, hay que deshacerse de toda clase de pensamientos. 

Recuerde:

Querer desaparecer equivale a pasar la eternidad debajo de una lápida que diga "Desconocido". Después de que todo haya ocurrido no podrá pedir que le devuelvan la vida. Sólo se podrá reunir a sus dolientes y darles nuestras condolencias por su final inesperado. 

Nota: 

Si no entendió estas recomendaciones regrese al inicio y compruebe que la realidad siempre nos arrastra a un “Regreso”.©Guillermo A. Castillo.

25 de marzo de 2017

CON CEREZAS

Google

Él, de unos cincuenta años explora con sus ojos cada rincón de mi cuerpo, sobre todo esas partes destinadas a estar decoradas. Su cinismo me incomoda. Me siento agredida y con temor al pensar que no me ve por deseo, sino por ser un pervertido, que seguro, me quiere hacer migas. ¿Por qué tenía que salir así del horno?©Guillermo A. Castillo.

18 de marzo de 2017

TIEMPO AL TIEMPO

Google

Los fines de semana son para descansar. Ya llegará el lunes para recordarme que los excesos no son buenos. Por más vueltas que le dé al asuntico en aquel museo, la conciencia siempre me persiguirá.©Guillermo A. Castillo.

16 de marzo de 2017

SORNA

Google


Su separación de la diva del séptimo arte tuvo gran eco en el mundo de las finanzas, y fue calificada entre la prensa especializada, como la operación menos rentable que había cerrado el magnate petrolero en toda su vida.©Guillermo A. Castillo.

4 de marzo de 2017

447 años de Guadalajara de Buga















HISTORIA

La ciudad de Guadalajara de Buga, "Ciudad Señora", es una de las más antiguas de Colombia y tuvo a lo largo de su historia, de acuerdo a investigaciones, cuatro fundaciones en diferentes lugares y en distintas fechas:

Primera Fundación: (Fecha en investigación) ordenada por el gobernador Sebastián de Belalcázar. Fundada con el nombre Buga la Vieja.

Segunda Fundación: 1.554 - 1.555 ordenada por Pedro Fernández del Busto y ejecutada por Giraldo Gil de Estupiñán recibiendo el nombre de: Nueva Jerez de los Caballeros. La ubicación era en las Cabeceras del Río Bugalagrande (Corregimiento la Marina en Tulúa).

Tercera Fundación: 1.557 - 1.559. El Gobernador que la ordenó fue Luís de Guzmán y ejecutada por Rodrigo Díez de Fuenmayor y recibió el nombre de Guadalajara de Buga. La ubicación fue en el Valle de Tunessi - Páramo de Pan de Azúcar.

El Traslado de fundación se hizo el 4 de Marzo de 1.570, ordenado y ejecutado por el gobernador Álvaro de Mendoza y Carvajal, bautizándole Guadalajara de Nuestra Señora de la Victoria de Buga.

El Traslado definitivo fue en 1.573 al sitio que hoy ocupa, ordenado por el gobernador Jerónimo de Silva y ejecutado por Beltrán de Unzueta recibiendo el nombre de Guadalajara de Buga.

Fue reedificada en el territorio de los indios Quinamanoes en la región denominada "Babaya" que estaba situada en la parte montañosa, al pié del Cerro de Pan de Azúcar. En la segunda fundación la ciudad recibió el nombre de "Guadalajara de Buga" y una tercera con el mismo nombre, para llegar posteriormente a capital de la provincia entre 1.834 y 1.887, año en que se organizó como Municipio; en 1.908 fue capital del Departamento de Buga por veinte meses hasta la creación del Departamento del Valle.

En 1.810 Buga formó parte de las ciudades confederadas del Valle del Cauca y aportó la sangre y el patriotismo de sus hijos entre otros la del General José María Cabal, Francisco y Miguel Cabal.

El Rey de España Don Felipe II, le otorgó el título de Ciudad a fines del siglo XVI y le concedió su escudo de armas por los muchos servicios prestados a la corona.

En la Fundación realizada el 4 de Marzo de 1.570 en un sitio muy cercano a lo que hoy en día son terrenos del SENA, llamada Sepulturas, es aceptada oficialmente como definitiva de la fundación de Guadalajara de Buga aunque un tiempo después fue trasladada a la Margen derecha del rio Piedras, hoy río Guadalajara, siendo su plaza original el hoy parque "José María Cabal", marco de sus originales construcciones.

GEOGRAFIA

Su territorio tiene dos zonas, la Zona Plana en las riberas del río Cauca y la Zona Montañosa en la Cordillera Central; sus alturas van desde los 969 msnm hasta los 4.210 msnm en el Páramo de las Hermosas.

MITOS Y LEYENDAS

El Duende

Es un singular espanto que camina con los pies volteados emitiendo un chillido aterrador. Se dedica a fastidiar las familias de los campesinos hasta que los desespera y los hace emigrar hacia las ciudades. La mayoría de veces se dedican a cambiar las cosas de su lugar o esconderlas. El duende habita en cuevas ubicadas en barrancos, en donde acostumbra esconder a los niños para hacerles comer excremento de caballo o enloquecerlos. Por las noches se dedica a tirar piedras a los techos de la casas, a perseguir a las muchachas en edad de tener novio, a hacerle trenzas a los caballos o a tocar guitarra. Precisamente una de las maneras de ahuyentarlo es colocándole una guitarra destemplada a media noche y así dejará en paz a la familia. Dice la Leyenda que el duende es un ángel expulsado del cielo debido a su envidia hacia Dios, y fue condenado a vagar por los campos asustando a las personas. Cuentan que "a las jovencitas que tienen novio y cuando éste está de visita, las fastidian con órdenes o secretos malignos al oído, que el pobre joven se indigna y termina por no volver a ver a su adorada. Si no esta presente el muchacho o pretendiente, las perturban en la casa con órdenes y consejos, hasta que las enajenan para que no se verifique el matrimonio. Durante el sueño, estos espíritus les ocasionan pesadillas, las llaman a un lugar conocido, hasta que las tornan sonámbulas. Así han encontrado varias vagando lejos de su residencia, que van o vienen por determinado sitio, sin darse cuenta ellas de tal acto. Hasta que alguno de la familia o conocido la encuentra en estado de subconciencia."

MIS CULPAS

Google
En el pueblo, el paro cívico no produjo hechos que lamentar. A eso de las tres de la tarde los manifestantes, que lanzaban consignas contra el burgomaestre, fueron dispersados por la policía.

Sin embargo, un hecho aislado ocurrido en el bar Virgos, empañó la tranquilidad de todos cuando fue asesinado Candelo Valencia. Algunos medios locales dijeron que se trató de un crimen político; otros, en cambio, sostienen que se trató de un lío de faldas.

Digo esto porque estando en el balcón de mi casa, presencié el paso del cortejo fúnebre de aquel hombre público, con tan mala fortuna para mí, que cuando era llevado en hombros por algunos de sus copartidarios, pude observar a través del cristal del ataúd, el rostro maquillado del cadáver. Desde entonces, cuando intento conciliar el sueño, veo aquella máscara siniestra adornada con algodones en la nariz.

No habían caminado cien metros cuando los serpenteantes hombres pasados a aguardiente Juanchito, dejaron caer el ataúd. Todos quedamos horrorizados, aunque a él no pareció importarle mucho por estar acostumbrado a toda clase de excesos en la vía pública.

Sí, cada noche el miedo se pinta en mi rostro. Su rostro no se aparta de mi miedo. El miedo, como un viento helado, viene hacerme confesar mis culpas.©Guillermo A. Castillo.

Translate

Traductor
English French German Spain Italian Dutch Russian Portuguese Japanese Korean Arabic Chinese Simplified
Quiero esto en mi Blog!

Visitas del mes pasado a la página

ESCARABAJO

– Basta + de 100 mujeres (Edición Argentina) 2 – 2°. Bloque/Gente de pocas palabras

Basta + de 100 mujeres (Edición Argentina) 1er. Bloque de pocas palabras

Antología de amor y desamor

Salvo el crepúsculo

Apuntes para ser leídos por lobos

¿El último adiós?

Secretos del cuentista

El selfie del infierno

El corto de terror más corto

El parricida cortometraje